Crónicas de una florista principiante

Posted on Posted in Ale Montemayor, Blog

Bueno, pues estas entradas estarán destinadas a contarles la triste historia de la cándida florista y los imprevistos desalmados.

 

O lo que es lo mismo, todo lo que he aprendido en el oficio floral con la afamada frase: “Chin… así no era”

Les explico un poco.

 

En mi incipiente carrera, he atendido (junto con mis amigas / socias) un par de eventos hasta ahora. Y cada uno ha dejado una lección entrañable de lo que se debe y no se debe hacer.

 

En cada entrega, les describiré cada caso, los imprevistos que tuvimos, cómo los resolvimos y ¡qué aprendimos!
Ojalá que esto les ayude a escarmentar en cabeza ajena y a mi a generar buen karma.

 

Y con un redoble de tambor, prrrrr. ¡comencemos!

 

“La boda de Ana”

Esta fue nuestra primera experiencia formal. Nos tocó hacer cotización, muestras, contrato, etc. etc.
Gracias a Dios (espero que la novia no lea esto) la boda se canceló 3 semanas antes del evento.
Y ¿por qué gracias a Dios?

 

Pues porque no teníamos ni la más remota experiencia en un evento, y mucho menos en uno para 350 personas.

 

Lo bueno

  • Tuvimos un “ensayo” de todo el proceso sin la parte ruda de verdad.
  • Practicamos la cotización, la muestra, (con todas las observaciones / objeciones / modificaciones del cliente), y uno que otro imprevisto.
  • Como teníamos un contrato firmado, legamente pudimos conservar el anticipo.

 

Y como fuimos buena onda y no queríamos mal karma, devolvimos completo el segundo pago.
Ya suficiente tenía la novia como para todavía armársela de tos.

 

Lo malo

  • Se canceló.

 

La lección que aprendimos:

Siempre, SIEMPRE, firma un contrato de servicios.
En él, se especifica en blanco y negro lo que ofrecerás. La cantidad, las flores a utilizar, el modelo, las condiciones de servicio y pago, etc. etc.

 

Ese contrato fue el que nos protegió y nos permitió quedarnos con el anticipo. Quizá suene bobo, pero la mayoría de los proveedores ¡no lo ofrecen!

 

Sólo realiza muestra cuando te hayan aceptado la cotización.

Nada de hacer muestras “para ver si te ganas al cliente”

 

Les dejo las fotos de los arreglos que hicimos en la muestra.

 

Generalidades del evento:

  • Boda de día, para 350 invitados, en la Ex-Hacienda de Temixco, Morelos.
  • Alternancia de arreglos altos y bajos. Tres modelos.
  • Utilización del morado como parte del tema.
  • Requisitos de la novia: Tulipanes morados, (de cajón), y otras flores moradas / violetas.

 

Retos antes y durante la muestra

Antes:

Creo que los nervios de primerizas se notaron, y lo único que hicimos durante todo el primer acercamiento con la novia fue hablar, y hablar, y hablar. La pobre salío atolondrada.

 

Moraleja: La muestra se trata de escuchar y de observar. Es el momento donde tienes que recabar la mayor cantidad de información.

 

Es recomendable tener un set de preguntas antes de que lleguen los novios, para asegurar que no se pase por alto, pero sobre todo… escuchar y observar con atención para descifrar que es lo que realmente quiere la gente.

 

Durante:

  • Yo hice la media luna, y sobra decir que me eché varios tulipanes. :/. Al alambrar, aunque suene obvio, hay que ser súper delicados
  • Para la media luna también, el único proveedor que hacía este tipo de base de cera, ¡estaba en Querétaro!, así que todos los gastos de transportación fueron extra. Boo.
  • El arreglo alto era una esfera de nube. Sobra decir que la nube es una pesadilla de insertar, y nos tardamos aaaaañoooos. Ahora imagínense eso por 15 arreglos.

 

Moraleja: Antes de presentar un diseño, considera la mayor cantidad de variables posibles. Yo sé que no se puede controlar todo, (y más aún hablando de flores y naturaleza) por eso, has énfasis en lo que sí está a tu alcance: Bases, mecánicos, costos de transportación, etc..

 

 

 

En la próxima entrega, ahora sí les contaré que todo lo que pueda salir mal, saldrá mal.

 

Apapachos de la florista principiante.

 

Alejandra Montemayor D.

alpegra@gmail.com

8 thoughts on “Crónicas de una florista principiante

  1. Que buen post!
    Yo apenas voy en el módulo 1 y me pasa que a ratos veo los arreglos y digo ¡chin…se hubiera visto más bonito de otra forma!
    Supongo que es cosa de práctica 🙂

  2. Hola Betti,

    A mí también me pasa muy seguido. Ahí el secreto es la planeación, y el diseño.
    Mientras más acabado tengas el arreglo en la cabeza, mejor lucirá.

    Es difícil corregir o modificar ya que vas a medio camino.

    Vas a ver que conforme avances en el curso, más confianza vas tomando.

    Gracias por comentar y saludos!

  3. Hola Betti.
    Gracias por tu contarnos tu experiencia,
    Te cuento que yo estoy por terminar el modulo 1 y tengo una conocida que se casara, me pide que le haga los arreglos y el ramo para su boda, y cuando leí tu experiencia me di cuenta que necesito que me firme un contrato para evitar problemas, te quiero pedir si te es posible que me compartas ese contrato pues no tengo idea como elaborar uno ni bajo que acuerdos se debe hacer.
    Muchas gracias
    Ale Barquera

    1. Hola Ale,

      Busqué en internet un par de ejemplos de contratos, y aunque son muy genéricos, pueden servir de referencia.
      Déjame preguntar entre mis contactos para conseguir el archivo y hacértelo llegar.
      Sigue así, y cuéntamos como te fue!

  4. Hola tod@s, pues yo aún no tengo mi floreria pero ya he empezado a vender algunos arreglos y lo que me llego a pasar es que al cotizar lo hice pensando en el último precio comercial de la flor que vi 4 semanas antes de la fecha de elaboración del arreglo. Y oh sorpresa, cuando fui a comprar las flores se habia elevado el precio al doble, así que me quede sin ganancia porque no puedes llegar con el cliente y decir que “dice tu mamá que siempre no” y cambiar el costo de tu producto…. Así que al cotizar consideren temporada y siempre usen el costo más alto de las flores para que no pierdan sus ganancias!!!

    Saludos. Y me encanto el post!!!!

  5. Yo voy en el módulo II y también me considero principiante, hace poco me encargaron 8 arreglos para un evento en en un super hotel en polanco y me costo mucho esfuerzo por no tener la logística adecuada; pero al final les encantaron y lo que me gusta es que de todo aprendes y si no nos aventamos no aprendemos.

  6. Alguna vez me dijo alguien que a esta vida se viene a aprender. Ayer hice mi examen del módulo II y mi Diseño me encantó porque fue muy planeado y le puse muchas ganas; pero me hubiera gustado que el Director de Cade me hubiera dado su opinión de mi diseño, ojalá aunque sea por esta vía pueda hacerlo, ya que ayer ya no puedo verlo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *